Cómo calcular cuántos kilos de piedra necesito en el jardín (I)

  • 916 724 282

    SERVICIOS


    TRANSANC

    TRANSANC

    "es una empresa de recogida y alquiler de contenedores"

    TRANSANC

    "es una empresa de recogida y alquiler de contenedores"

    TRANSANC

    "es una empresa de recogida y alquiler de contenedores"

    previous arrow
    next arrow
    Slider

    Cómo calcular cuántos kilos de piedra necesito en el jardín (I)

    ¿Quieres cambiar el estilo de tu jardín? Pues desde Transanc os recomendamos apostar por las piedras decorativas, un sistema que, además de requerir menos mantenimiento, mantiene mejor la humedad de las plantas. Te contamos cómo calcular la piedra decorativa que necesitas según el espacio del que dispones.

    Calcular la piedra decorativa que se va a necesitar para un jardín puede parecer una operación complicada, pero en realidad no es así. Con unas simples operaciones matemáticas se puede calcular de forma bastante precisa la cantidad de áridos que necesitaremos para decorar una zona del jardín o hacer un sendero.

    Tener un jardín particular en el que poder descansar, que proporcione paz y relajación en medio de un ambiente urbano agresivo y antinatural, es el anhelo de muchas personas. Todos conocemos los clásicos jardines decorados con árboles, arbustos y plantas.

    Pero últimamente los jardines decorados con áridos y diferentes tipos de piedras se han convertido en los preferidos por los paisajistas de jardín debido a su gran versatilidad y por proporcionar al jardín un toque de estilo y naturalidad que sólo se puede encontrar en bosques, montañas o ríos.

    Decidirse por decorar un jardín con piedras, va a permitir a su propietario disfrutar de un jardín rústico, con un mantenimiento menor y más fácil porque requiere menos esfuerzo, y más ecológico, porque necesita menos cantidad de agua, ya que los áridos y las piedras ayudan a mantener la humedad del suelo.

    Estos materiales presentan, además, otras cualidades como durabilidad y polivalencia, porque, además de su valor decorativo, pueden utilizarse para pavimentos, bordes, delimitación de ambientes, senderos, etc.

    Paso uno: elegir el tipo de áridos y piedras

    Como ya hemos visto en ocasiones anteriores, existen varios tipos de áridos y piedras, que se venden de distinta manera. Unos se venden por unidades, otros por metros cuadrados o cúbicos y otros al peso. Algunos de los más comunes son:

    • Los cantos rodados, que se utilizan para cubrir el suelo de jardines o para decorar alguna zona tanto exterior como interior.
    • La grava, que es el triturado de piedra natural. Se usa frecuentemente para combinarla con otras piedras o rellenar superficies.
    • Los bolos, que son piedras redondeadas de mayor tamaño que los cantos rodados y que se utilizan como elemento decorativo y ornamental en jardines, cursos de agua, estanques, entre otros y también como separación entre distintos tipos de gravas.
    • Las rocallas, que son piedras de caliza muy populares y decorativas por sus agujeros y formas irregulares. Sirven tanto para la decoración como para separar conjuntos de plantas, construir muros, borduras, salvar desniveles del terreno, etc. Se suelen vender por unidad y también por metro cúbico.